Sistema de Captación de Agua Pluvial en un Proyecto Arquitectónico
¿Vas a implementar un sistema de captación de agua pluvial en tu Proyecto Arquitectónico? ¡Aquí te decimos cómo lograrlo!

Descubre aquí el funcionamiento de un sistema de captación de agua pluvial.


Estos sistemas de captación de agua de pluvial consisten en la recolección o acumulación y el almacenamiento de agua precipitada, para ser utilizada posteriormente en las labores del hogar.

Un sistema básico de captación de agua de lluvia está compuesta por: Módulo de captación, recolección – conducción y almacenamiento. Desde luego la viabilidad y alcances del sistema dependerán de la cantidad de lluvia o precipitación de la zona de captación y del uso que se le dé al recurso.

En algunas ocasiones sucede que el agua subterránea disponible tiene contiene una alta cantidad de metales pesados, lo cual hace que este tipo de agua no sea considerada como potable. Metales como el plomo, mercurio cromo u otras sustancias dañinas para la salud pueden encontrarse en el agua, en esos casos se puede recurrir a la captación de agua de lluvia como alternativa para poder realizar algunas labores en casa.

Por desgracia en la actualidad existen grandes zonas urbanas del mundo donde el agua potable escasea, de esta manera la recolección de agua de lluvia puede ayudar a los hogares a ser autosuficientes en zonas en las que no hay conexión a las redes municipales, o para contribuir al ahorro de agua y disminuir la demanda sobre el suministro público. Además con esto podemos contribuir a proteger el flujo de los ríos o las aguas subterráneas, ya que disminuye la necesidad de extraerla de fuentes naturales.

Es por ello que la cultura de la captación de agua de lluvia ha empezado a ser una solución real para los habitantes de muchas ciudades, donde gracias a este método cuentan con agua durante la temporada pluvial, que en algunos casos llega a ser de casi seis meses al año.

Elementos de un Sistema de Captación de Aguas Pluviales

  • Módulo de recolección. En el módulo de recolección debemos adaptar la azotea de nuestra casa para optimizar la recolección, una superficie lisa y libre de obstáculos nos va a permitir una buena recolección. La cantidad de agua que podamos recolectar dependerá de la amplitud de nuestra cubierta u azotea así como de la cantidad de precipitación pluvial. Debemos tratar de mantener el techo o la cubierta lo más limpia posible para evitar que el agua se contamine y se tape el sistema de conducción del agua.
  • Módulo de conducción.El sistema o red de conducción se encarga de transportar toda el agua recolectada a los recipientes de almacenamiento donde a partir de ahí otra red se encarga de distribuir el agua a las zonas de la vivienda donde se utilizará (baños, lavabos, etc). En estos casos los canales o canaletas de desagüe son el método más sencillo de transportar el agua, la pendiente de estos canales de desagüe por lo general se recomienda que sea de entre el 2 y 5%.
  • Sistema de filtración. Este sistema es importante ya que nos permitirá tener un agua más limpia y de mejor calidad, existen en el mercado filtros especiales para instalar en sistemas de captación de aguas pluviales, en caso de que el agua vaya a ser utilizada para sistemas de riego o jardinería entonces necesitaremos un mayor nivel de filtración para evitar tapar los aspersores o tuberías. En la mayoría de los casos los filtros consisten en una trampa para sólidos o sedimentos.
  • Almacenamiento.Los tanques y cisternas son la forma más sencilla de almacenar el agua, debemos protegerlos de la luz solar directa y deben estar debidamente cerrados para evitar que se contamine el agua con basura o que pueda ser nido de mosquitos que puedan transmitir enfermedades graves como el dengue.
  • Sistema de distribución. Los sistemas de distribución llevan el agua almacenada desde el almacenamiento hasta donde se requiera su uso, para ello puede usarse una bomba o puede ser también por gravedad, esto ya depende de lo extenso que sea la red de distribución y de cada proyecto en particular.

Precipitación Neta y Captación de Agua

Para calcular la precipitación neta podemos obtener un promedio mensual o un coeficiente que nos permita estimar la cantidad de lluvia que recibiremos en nuestra zona. En el caso de la captación de agua y del volumen aproximado de la cisterna, podemos obtener una cantidad estimada del agua que recibiremos con las siguientes fórmulas:

Área de captación = Largo del techo * Ancho del techo.

Volumen de cisterna= Promedio mensual * Meses de sequía 2.

Como pueden ver amigos los sistemas de captación de aguas pluviales son importantes y realmente podemos hasta hacerle ahorrar un dinero a nuestro clientes instalando un sistema de estas características, para ello es importante el diagnóstico previo que realicemos para que podamos ver si es factible implementar este sistema.

Fecha de creación: 25/10/2017 Fuente: arquinetpolis
Click aquí para suscribirte a nuestro newlsletter semanal de noticias
SUSCRÍBETE a nuestro newsletter de novedades
VIDEOTUTORIALES
¿como usar MID?